Inicio de sesión
Logo Gobierno de Colombia

Qué es el despliegue de i​nfraestructura


La importancia de desplegar infraestructura de teleco​​municaciones radica en su relación que con el acceso y la calidad de los servicios TIC, que abren un mundo de posibilidades para ciudadanos y empresarios del País.

Las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC) traen consigo una mejora en la calidad de vida de los ciudadanos, pues les permiten acceder a una gran cantidad de bienes y servicios que años atrás eran impensables. Igualmente, abren la puerta a nuevas oportunidades de negocios y a potencializar la competitividad de los ya existentes.

Para sostener el funcionamiento de las TIC, es necesario el despliegue de varios tipos infraestructura (antenas, cables, transmisores, etc.) que permiten el acceso a las mismas.

En la actualidad existe un número importante de empresas nacionales e internacionales que adelantan proyectos de expansión y digitalización de redes con el fin de masificar los servicios de telecomunicaciones de voz, datos y video. La viabilidad de estos proyectos depende de un entorno regulatorio nacional y municipal que promueva y facilite el despliegue de la infraestructura de telecomunicaciones.

Es importante también resaltar que el Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, a comienzos de febrero de 2010, le solicitó a la Agencia Nacional del Espectro (ANE) disponer lo necesario para que, en su calidad de organismo técnico asesor del Ministerio (artículo 26 Ley 1341 de 2009 modificada por Ley 1978 de 2019 y Decreto 093 de 2010), brinde todo su apoyo en la realización de estudios y la preparación de los borradores de los documentos requeridos, así como en cualquier otra actividad que le permita al gobierno asegurar que los colombianos conozcan, tanto las acciones que se han adelantado, como las que se planean realizar en relación con el despliegue de infraestructura para telecomunicaciones de acceso en banda ancha.

Por su parte, el Gobierno Nacional en la ejecución de sus política públicas, le apunta desde todos los frentes a cumplir la meta de objetivos globales para erradicar la pobreza, proteger el planeta y asegurar la prosperidad para todos como parte de una nueva agenda de desarrollo sostenible. Es por ello, que en matería de infraestructura le apuntamos a dos en concreto:

  • Objetivo 9: Construir infraestructuras resilientes, promover la industrialización sostenible y fomentar la innovación

    La industrialización inclusiva y sostenible, junto con la innovación y la infraestructura, pueden dar rienda suelta a las fuerzas económicas dinámicas y competitivas que generan el empleo y los ingresos.

    Estas desempeñan un papel clave a la hora de introducir y promover nuevas tecnologías, facilitar el comercio internacional y permitir el uso eficiente de los recursos.

    Sin embargo, todavía queda un largo camino que recorrer para que el mundo pueda aprovechar al máximo este potencial. En especial, los países menos desarrollados necesitan acelerar el desarrollo de sus sectores manufactureros si desean conseguir la meta de 2030 y aumentar la inversión en investigación e innovación científicas. 1

  • Objetivo 11: Lograr que las ciudades sean más inclusivas, seguras, resilientes y sostenibles

    Las ciudades se encuentran en la primera línea de la lucha contra la pandemia y sus efectos duraderos. Alrededor del mundo, la COVID-19 está amenazando a las ciudades y comunidades, poniendo en peligro, no solo la salud pública, sino también la economía y el tejido social.

    ONU-Hábitat, el organismo de las Naciones Unidas para la vivienda y el desarrollo urbano, está trabajando con los Gobiernos a nivel nacional y local para ayudarlos a prepararse, prevenir, responder y recuperarse de la pandemia de la COVID-19. El Plan de Respuesta COVID-19 de ONU-Hábitat aspira a lo siguiente:

    • Apoyar a los Gobiernos locales y las soluciones comunitarias en asentamientos informales.
    • Proporcionar datos urbanos, esquemas y conocimientos basados en datos empíricos para tomar decisiones fundamentadas.
    • Mitigar el impacto económico e iniciar la recuperación.

    El marco normativo y de programas COVID-19 de ONU-Hábitat proporciona orientaciones para tomar medidas a nivel mundial, regional y nacional.

    La Comisión Económica para África de las Naciones Unidas ha propuesto un apoyo específico para los Gobiernos municipales con el objetivo de mitigar y responder a los efectos económicos de la COVID-19. Las ciudades de África representan más del 50 % del PIB de la región, y la COVID-19 probablemente afecte duramente a las ciudades africanas con fuertes descensos de la productividad, el empleo y los ingresos. ​​2